Se achica la grieta y el Gobierno dilata las restricciones

Cómo fue la "reunión cumbre" con expertos

Miguel Ponce de León

En Casa Rosada se viven horas decisivas por el constante aumento de contagios de COVID-19 que éste martes llegó a 18.793 y de víctimas fatales, que en las últimas 24 horas superó las 440, lo que elevó el total de muertos a 62.087 y de infectados a 2.879.677 en total desde que empezó la pandemia. El dilema que tiene el presidente Alberto Fernández es cuándo y cómo endurecer las restricciones para lograr disminuir el colapso sanitario hacia el que va el sistema.

De Crítica a Richmond: el hombre que hará la Sputnik

Por eso a últimas horas del día hubo una reunión entre expertos y representantes del Gobierno. Estuvieron el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y la ministra de Salud, Carla Vizzoti, la ministra de Seguridad, Sabina Frederic, y los ministros del Interior, Eduardo "Wado" De Pedro, y de Defensa, Agustín Rossi. También la asesora presidencial Cecilia Nicolini y la secretaria Legal y Técnica, Vilma Ibarra. Los médicos asesores estuvieron por video conferencia, plantearon ante todo que no es momento de relajar ninguna medida y que es necesario hacer más fiscalizaciones.

El Conurbano, entre el miedo a la Fase 1 y el "Wuham style"

En definitiva, la propuesta en común es un mayor control de las restricciones, menor circulación de la gente en la calle y repasar que actividades no esenciales pueden ser reguladas, con la idea de limitar más la circulación. En la reunión se mostraron los datos de la vacunación: Los que recibieron una dosis son un 77.3% entre 70 y 79 años; un 71.3% mayores de 80 años y un 46.4% 60 a 69 años, todos con una dosis. Con las dos dosis por ahora el número de vacunados es muy bajo.

Los ministros, ayer por la noche durante la reunión con expertos. 

Uno de los expertos planteó criterios epidemiológicos, cómo casos por cantidad de habitantes, para tomar medidas y que las 24 jurisdicciones deban cumplirlas según esos criterios. Que no dependa de la voluntad política, sino que estas medidas estén consensuadas con un índice específico y público. Un modelo similar al que se está usando en estas semanas en Alemania. Restricciones que se tomen en base a estadísticas y que no dependan de la voluntad política de un sector u otro, ni de medidas judiciales como está ocurriendo en estas horas con las clases presenciales en Ciudad de Buenos Aires.

Alberto respira: a principios de mayo tendrá 11M de vacunas

En lo que hubo un acuerdo total es que el sistema de salud está saturado y su personal estresado: es cada vez más preocupante el porcentaje de camas ocupadas en terapia intensiva, el problema para conseguir oxígeno y no se está muy lejos del momento de tener que elegir a qué pacientes poder ingresar o intubar en algunos hospitales y clínicas.

De hecho esta mañana el periodista Tomás Méndez alertó en Twitter que dentro del Hospital Alvarez no están ocupando camas COVID con pacientes mayores a 65 años y además se pudo ver un fuerte desfile de ambulancias entrando y saliendo de un hospital de Flores, señales que preocupan al Gobierno y a los profesiones de salud que se ven desbordados. 

Minuto a minuto el presidente Alberto Fernández empieza a diagramar nuevas medidas, con un escenario que tiene por un lado funcionarios de Provincia de Buenos Aires que piden una cuarentena total, estricta y acotada y a funcionarios del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires que reconocen que si los casos no descienden habrá que restringir la circulación.

Esta nota habla de:
Más de Política
Rocca: residuos tóxicos y suba de cáncer en Campana

Rocca: residuos tóxicos y suba de cáncer en Campana

EXCLUSIVO. Desde Siderca, nave insignia del Rey del Acero, se envenena el Paraná.
Larreta se rindió y  Alberto prepara DNU

Larreta se rindió y Alberto prepara DNU

La explosión de contagios y muertes aplacó al pope de la Ciudad.